El Gobierno pasa a la acción destinando más de 1.000 millones al sector del transporte de mercancías


Se ha llegado a un acuerdo entre el Ejecutivo y los representantes de los Departamentos de Mercancías y Viajeros del Comité Nacional de Transporte por Carretera (CNTC). Este acuerdo supone una importante inyección económica al sector para desbloquear la situación que se ha producido en las últimas semanas.

La Confederación Sindical Independiente Fetico trasladó la semana pasada la necesidad de tender puentes y puntos de acuerdo para desbloquear la situación, mandando una carta a la Ministra de Transporte. Por ello consideramos positivo que se trabaje en este sentido, a la espera de una solución definitiva.

A continuación, detallamos las medidas que la ministra de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, Raquel Sánchez, ha anunciado, a través de una bonificación a los transportistas con 20 céntimos de euro por litro o kilo de combustible, de los que 15 céntimos saldrán del presupuesto público y 5 céntimos serán soportados por los operadores de productos petrolíferos, y que se aplicará a gasóleo, gasolina, gas y adblue. Esta bonificación supondrá más de 600 millones de euros para el sector del transporte que junto a las ayudas directas al sector de 450 millones suponen una inyección de más de 1.000 millones de euros.

Las medidas abarcan un conjunto completo con unos objetivos principales:

  • Reducir de manera inmediata el precio de los combustibles usados por los transportistas.

  • Apoyar de forma rápida y decidida a las empresas del sector, incluyendo líneas de ayuda directa y mecanismos que garanticen la liquidez de las mismas.

  • Medidas sociales dirigidas a garantizar protección social para los autónomos.

  • Medidas que sigan avanzando para reequilibrar las asimetrías existentes entre los actores del sector del transporte de mercancías por carretera, para mejorar la posición y competitividad de este sector.

Dentro del primer grupo se incluye la citada bonificación al combustible que recibirán las empresas de transporte y cuyo acuerdo incluye la previsión de que la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) ejerza un seguimiento de su implantación.

Dentro del segundo grupo, se encuentran las siguientes medidas:

  • Ayudas directas por un importe de 450 millones de euros para las empresas de transporte de mercancías y de pasajeros en función del tipo de vehículo. La cuantía será 1.250 euros por camión, 950 por autobús, 500 por furgoneta y 300 por vehículo ligero (taxis, VTC y ambulancias).

  • Se incluirá una ampliación de plazo de vencimiento de los créditos avalados por el ICO hasta 8-10 años, y una ampliación del período de carencia de los créditos avalados por el ICO de 6 meses, como medida de aplicación inmediata.

  • Se establecerá una nueva línea de créditos al sector avalados por el ICO con 12 meses de carencia.

  • Se establecerá la devolución mensual del combustible profesional desde abril, frente al período trimestral vigente actualmente, y puesta en marcha de un sistema de devolución anticipada mensual con regularización anual.

En relación al conjunto de medidas sociales, dirigidas a garantizar la protección social para los autónomos, se va a duplicar la dotación presupuestaria de las ayudas al abandono a la profesión de transportista, al pasar de 10 a 20 millones de euros en 2022.

En este sentido, el sector del transporte por carretera se caracteriza por la existencia de un número importante de profesionales de edad elevada para este tipo de trabajo, con carencia de recursos para el abandono de la actividad antes de cumplir 65 años. Esta situación supone una incidencia social para la que el Ministerio destina una importante partida presupuestaria, con ayudas por autónomo de 30.000 euros y que, gracias al acuerdo alcanzado, duplicará dichas cuantías para ayudar así a un mayor número de autónomos a poder afrontar el abandono de la actividad.

28 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo